Arte y Cultura

No podemos hablar de arte en Ribadedeva sin empezar por la prehistoria, sin referirnos a la cueva de EL PINDAL en cuyas paredes los pobladores de estas tierras del paleolítico superior dejaron su impronta a través de lo que conocemos como pinturas rupestres. Sus figuras representan bisontes, caballos, ciervos y mamuts, signos claviformes, de puntos e impresiones antropomorfas. La belleza de las representaciones pictóricas se ve complementada a su vez por la belleza de la cavidad en cuyo fondo se encuentran pues resulta ésta de cierta longitud y amplitud y presenta abundantes formaciones interesantes.

No podemos hablar de arte en Ribadedeva sin reseñar el excepcional paraje donde se sitúa la cueva de El Pindal, conocido como valle de SAN EMETERIO, un espacio regado de yacimientos arqueológicos entre los que se encuentra una ermita del Siglo XVI (Ermita de San Emeterio), las ruinas de un monasterio del siglo XIII (Santa María de Tina) y varios concheros asturienses y en el que no existe ni una sola casa habitada. En sus inmediaciones existe también un faro y una ancestral fuente de aguas curativas. En palabras del poeta llanisco y ribadedense Celso Amieva este lugar es un “Valle encantado de otros tiempos”. 

No podemos hablar de arte en Ribadedeva sin viajar con la imaginación al medievo y conjeturar como sería entonces la TORRE DE NORIEGA, situada en el pueblo del mismo nombre, casa- solar origen del citado y conocidísimo apellido.

No podemos hablar de arte en Ribadedeva sin recordar lo que significó para esta tierra el fenómeno de la EMIGRACIÓN a América y las consecuencias que tuvo sobre los distintos pueblos del municipio que vieron como, gracias al capital indiano, se construían fuentes y lavaderos, colegios, traídas de agua, plazas, hospitales y sobre todo viviendas unifamiliares exuberantes que cambiaron la fisonomía urbana de los mismos y que servían para dejar patentemente claro que su ocupante había triunfado en la vida allá en América. Al respecto hay que destacar que Colombres, la capital del concejo, presenta una extraordinaria muestra de viviendas indianas, muestra que el Ayuntamiento ofrece al visitante organizada como una ruta de arquitectura indiana (Ruta La Huella Indiana) y cuyo máximo exponente es, sin lugar a dudas, el Archivo de Indianos- Museo de la Emigración.

No podemos hablar de arte en Ribadedeva sin recomendar la visita a los distintos PUEBLOS del municipio que, fuera de lo que es el mundo indiano, presentan también edificaciones tradicionales, iglesias rurales y otros rincones entrañables como por ejemplo la fuente- lavadero de Robaley en Villanueva.

Pero lo mejor de todo, visitante, no es que os hablemos y expliquemos lo que se puede visitar en este maravilloso municipio sino que vengáis a verlo. Estáis todos invitados a disfrutar de su arte y de su historia.

 

 

Contáctanos

: 4 + 3 =
© 2017 Ayuntamiento de Ribadedeva. All Rights Reserved.